Acne

Cómo Eliminar El Acné Del Rostro De Forma Efectiva

Cómo Eliminar El Acné Del Rostro De Forma Efectiva
Cómo Eliminar El Acné Del Rostro De Forma Efectiva
5 (100%) 1 vote

El acné suele ser una infección bacteriana muy molesta para los jóvenes y, aunque parezca extraño, para algunos adultos también. El desorden hormonal puede ser la primera causa que produce la aparición de pequeños barros y espinillas en todo el cuerpo, principalmente en el rostro, cuello y espalda.

Esta enfermedad, como casi todas, tiene grados que van desde el más leve hasta el más agresivo, en este último nivel puede producir perdida de sensibilidad en el rostro, daños en los nervios, el tejido y dejar marcas que son muy difícil de borrar. Es por ello que la ciencia se ha esforzado por eliminar el acné del rostro de forma efectiva y menos dolorosa. Es precisamente en el rostro donde la enfermedad suele ser más molesta, delicada y difícil de tratar.

eliminar el acné del rostro

eliminar el acné del rostro

Lo principal antes de proceder a eliminar el acné del rostro, es detectar qué grado de infección se está padeciendo. Además de asistir a una consulta con un especialista, en casa, se puede hacer un simple ejercicio para descifrarlo; este consiste en contar la cantidad de espinillas visibles en determinadas zonas, y con ello saber en qué categoría nos encontramos para proceder a tomar las medidas necesarias y eliminarlo por completo.

Cómo saber qué grado de acné se padece

Cómo saber qué grado de acné se padece

Cómo saber qué grado de acné se padece

Esta clasificación es muy extensa, sin embargo se puede resumir de la siguiente manera para detectar rápidamente la gravedad de la infección.

  1. Acné leve: deben estar visibles al menos cinco lesiones o espinillas inflamadas. Las pústulas, es decir, aquellas espinillas llenas de pus a punto de romperse, se presentan en pequeñas cantidades y no hay demasiado enrojecimiento.
  2. Acné moderado: la cantidad de lesiones inflamadas puede ascender a 20 y las pápulas llenas de pus también, el enrojecimiento del rostro y temperatura de la zona puede aumentar.
  3. Acné severo: se pueden visualizar entre 20 y 50 lesiones infectadas, rojas y llenas de pus. En este punto la infección se extiende a otras partes del cuerpo, principalmente la espalda y el cuello. Puede haber inflamación y dolor en toda la zona.
  4. Acné muy severo: No hay un máximo especifico de lesiones pero pueden ser más de 50, se unen formando nódulos dolorosos, pústulas grandes que se revientan infectando otras espinillas más pequeñas.

Los primeros niveles pueden ser tratados con remedios caseros, cambio de hábitos y medicina natural; ya cuando se padece un acné severo es necesaria la intervención de un especialista en el área para que recete los medicamentos adecuados. Estos pueden ser lociones, cremas limpiadoras y hasta antibióticos para combatir la infección.

Lo ideal es atacar el acné antes de que se complique demasiado; allí es cuando los  remedios caseros para el acné y barros en la cara entran en acción. Al ser una enfermedad tan común entre los jóvenes se han ido creando en el colectivo popular muchos remedios caseros y no por ello menos efectivos para acabar de forma eficaz con esta incomoda dolencia.

Remedios caseros para el acné y barros en la cara

  1. Aloe vera en gel 
    Aloe vera en gel

    Aloe vera en gel

El aloe vera o planta de sábila, es muy popular por sus capacidad de regenerar el tejido. Extraer el cristal de la hoja de sábila, lavarlo y colocarlo sobre la piel afectada puede ayudar a que se cicatrice y regenere con el tiempo. Estos tratamientos Caseros no es inmediato y requiere de mucha paciencia y constancia para lograr resultados positivos.

 

 

  1. Jugo de limón 
    Jugo de limón

    Jugo de limón

Una de las características del limón es que puede controlar el PH o nivelarlo cuando éste se ha desajustado. Colocar unas gotas de limón en un algodón y dar pequeños toques sobre el cutis puede contribuir y combatir el acné leve. Es importante que durante este proceso no se exponga la piel al sol porque puede mancharse.

Se puede aplicar de noche, antes de dormir o durante el día por pocos minutos, lavar muy bien la zona y repetir algunas veces por semana. Es importante observar todo el tiempo la evolución y resultados así cuando se presente algún contratiempo poder suspender su aplicación.

  1. Avena y miel 
    Avena y miel

    Avena y miel

La avena es muy favorecedora en cualquier presentación, al unirla con la miel se crea una pasta heterogénea rica en vitaminas y nutrientes. Esta mezcla se debe colocar sobre la cara por 30 minutos hasta que se seque, luego se debe retirar con abundante agua y de inmediato se sentirá lo suave que queda la piel. Poco a poco irá limpiando la zona de impurezas y suavizando los puntos negros para ser retirados con alguna herramienta ideal para ello.

 

  1. Azúcar blanca o sal marina 
    Azúcar blanca o sal marina

    Azúcar blanca o sal marina

Estos dos productos aunque no se usan de manera conjunta sirven para exfoliar la piel y el resultado es similar. Lo ideal es mezclar unas cucharadas de azúcar o sal con algún producto liquido como aceite de oliva o alguna loción cremosa. Luego de lavar la cara con jabón se aplica esta mezcla suavemente sobre toda la cara dando masajes hasta que los granos se disuelvan.

Esto limpiará el rostro de todas las impurezas, eliminando espinillas pequeñas, puntos negros, piel muerta y otras impurezas que se recogen durante el día. Este proceso no debe repetirse diariamente porque puede ser muy abrasivo, sin embargo, dos veces por semana sería lo ideal.

  1. Bolsas de té sin usar 
    Bolsas de té sin usar

    Bolsas de té sin usar

Las bosas de té son muy recomendadas para combatir las ojeras y disminuir la inflamación del rostro después de levantarse. Gracias a esto, algunos usuarios pudieron notar que también disminuía el acné o limpiaba la zona donde se aplicaba. La forma en la que debe colocarse es la siguiente: Calentar agua en el microondas un máximo de 30 segundos, sumergir las bolsitas de té y tocarlas para asegurarse de que no están demasiado calientes. Posteriormente dejarlas sobre el rostro máximo 5 minutos y retirar.

  1. Vapor de agua 
    Vapor de agua

    Vapor de agua

En los spa y demás lugares de belleza suelen ofrecer un servicio como el sauna pero especialmente para el rostro. En casa puede hacerse de forma muy sencilla, pero ¿Qué se logra con el valor?. Pues gracias a este, se dilatan los poros permitiendo que las impurezas sean removidas con mayor facilidad.

La forma ideal para aplicar vapor en el rostro es calentar agua en un contenedor amplio; una vez caliente acercar el rostro sin tocar el agua para que el vapor suba y toque la piel. Otro método es sumergiendo un paño limpio en el agua tibia y colocándolo sobre el rostro, teniendo mucho cuidado de no quemarse. Ambas técnicas tendrán los mismos resultados.

 

  1. Ralladura de papa 
    Ralladura de papa

    Ralladura de papa

Cuando una persona sufre de acné u otras infecciones cutáneas como los abscesos, les recomiendan colocarse las conchas de papa en la zona para que sus nutrientes hagan salir la infección. Lo mismo sucede con el rostro. En este caso es la ralladura de la pulpa lo que puede combatir el acné y propiciar que aquellas espinillas menores salgan y su proceso de recuperación será más rápido.

 

 

  1. Extracto de hojas de menta 
    Extracto de hojas de menta

    Extracto de hojas de menta

La menta, es refrescante y esa misma sensación que causa en las pastas dentales puede replicarse en el rostro. Se toman unas cuantas hojas de menta y se trituran para formar una pasta, con ella se cubre todo el rostro y se deja actuar por unos minutos. El resultado será una piel fresca y limpia

 

 

 

  1. Pasta de Palta o aguacate   
    Pasta de Palta o aguacate

    Pasta de Palta o aguacate

     

La palta sirve para todo, han pasado muchos años y todavía se siguen descubriendo los beneficios de esta deliciosa fruta. Lo que nos interesa es que funciona como limpiadora para el rostro y nutre la piel con sus abundantes minerales. Para obtener sus beneficios debe triturarse hasta formar una pasta, se puede mezclar con miel o aceite de oliva y luego colocarlo sobre toda la cara en forma de mascarilla.

 

  1. Mezcla de bicarbonato y miel   Mezcla de bicarbonato y miel

El bicarbonato también tiene la facultad de nivelar el PH y devolverle a la piel sus condiciones originales, para ello se debe mezclar una cucharada del polvo con miel o aceite para facilitar su aplicación. Se coloca sobre el rostro en forma de mascarilla o también dando suaves masajes exfoliantes, posteriormente se lava con abundante agua sin dejar cúmulos o residuos.

Algunas personas siguen pensando que los alimentos y la higiene son factores determinantes en la lucha contra el acné y aunque son aspectos que se deben cuidar siempre, la realidad los contradice. Antiguamente se asociaba al acné con una enfermedad de origen higiénico al pensar que aquellas personas que cuidaban menos su apariencia podían padecer de acné con mayor frecuencia.

Lo cierto es que el acné se produce en las capas profundas de la piel y las bacterias presentes en la superficie de la misma no aumentan o disminuyen su severidad. Por otro lado, el hecho de que la ingesta de grasas y azúcares, de forma excesiva, incrementen la presencia del acné es otro mito urbano. El único estudio científico que apoya esta teoría se basa en el testeo del consumo de glucosa.

Según los expertos el acné no tiene una causa específica, o es el resultado de un grupo de situaciones que no se pueden predecir, como la carga hereditaria o genética, por lo tanto no es sino hasta que se manifiesta que una persona puede comenzar a tomar las medidas para combatirlo y erradicarlo.

Como quitar el acné granos y espinillas con simples cuidados

Como quitar el acné granos y espinillas

Como quitar el acné granos y espinillas

  • Lavar las sabanas todos los días: Aunque suene extremista, una de las formas de cuidar el rostro y disminuir las bacterias es lavando la funda de la almohada todos los días, o usando una limpia cada vez que se vaya a dormir. Lo cierto es que las pústulas se rompen y esparcen las bacterias sobre la tela, si se duerme sobre ellas cada noche jamás se podrá eliminar el acné de forma definitiva.
  • No tocarse la cara: Cuando ya se padece de acné leve o moderado, lo ideal es no tocarse el rostro. Cuando se quiera señalar o rascarse lo ideal es hacerlo con los nudillos ya que estos no tienen la misma cantidad de bacterias que la yema de los dedos. Con este simple cambio de hábito se evita la propagación de la infección a otras áreas o viceversa.
  • No explotar los granos o pústulas: muchos chicos tiene la costumbre de romper las espinillas para extraer el pus, con esto piensan que disminuyen la infección y acaban con la apariencia incomoda de los puntos amarillos inflamados. La realidad es que con esta costumbre logran regar las bacterias por toda la cara y en esos lugares que aún no estaban afectado probablemente aparezcan nuevas lesiones.
  • Evitar el sol directo: cuanto se sufre de acné la piel está muy sensible y exponer el rostro al sol directo puede empeorar la apariencia de las pápulas, pústulas y demás nódulos. Lo ideal es usar protector solar, gorras o simplemente no exponerse directamente a los rayos solares como por ejemplo en la playa, piscina o parques.
  • Retirar el cabello de la cara: el cabello tiene una composición muy distinta al rostro, tiene su propia grasa natural, bacterias y excesos. Es conveniente evitar que el cabello toque las espinillas o granos y así no contagiar la zona con otras infecciones, aquellas chicas con cabello largo deben mantenerlo recogido y evitar flequillos sobre la frente.

Mascarillas para eliminar el acné del rostro

Mascarillas para eliminar el acné del rostro

Mascarillas para eliminar el acné del rostro

Las mascarillas caseras o comerciales son muy utilizadas para eliminar el acné en adolecentes como en adultos, combatirlo o prevenirlo y a las chicas les encanta tener miles de opciones al momento de elaborar o comprar unas mascarillas. Comercialmente se consigue una variedad casi infinita de mascarillas pero es bueno saber cuáles son las adecuadas para eliminar el acné del rostro.

 

Mascarilla negra

Esta mascarilla se ha vuelto muy famosa gracias a las redes sociales, se trata de una mezcla de carbón activado y algún material altamente adhesivo que se encarga de desprender los puntos negros de la nariz, pómulos y barbilla. Esta mascarilla no es recomendable para cuando hay infección o pústulas abiertas, pero por lo demás es muy efectiva.

Ingredientes:

  • Gelatina sin sabor en sobre
  • 5 cucharadas o 20 gr de carbón activado
  • 3 cucharadas de leche

Preparación:

  • Mezcla la gelatina sin sabor en polvo junto a la leche líquida en un recipiente y llevarlo al microondas por 10 segundos hasta que se caliente bien.
  • Agregar el carbón activado y mezclar bien, pasar por un colador para retirar los grumos.
  • Luego introducir la mezcla de nuevo en el microondas por 5 segundos para finalizar
  • Dejar reposar hasta que no sea incomoda al tacto

Como aplicarla sobre el rostro:

Debe aplicarse sobre las zonas donde se vean puntos negros o aquellos lugares donde salen con regularidad, estos son la nariz, el mentón, los pómulos y la frente. Hay que dejar que la mezcla se endurezca sobre la cara para proceder a retirarla con cuidado. Hay que tener en cuenta que esta mascarilla se adhiere fuertemente a la piel por lo que se recomienda aplicarla dos veces al mes.

Mascarilla de barro:

El barro es una sustancia natural que se forma de la unión de la tierra y el agua, en algunos lugares este resultado es una arcilla densa y suave que se puede aplicar sobre el cuerpo sin causar rasguños ni daños. Es precisamente esta composición la ideal para limpiar la cara. El barro tiene la capacidad de absorber muchas de las impurezas del cuerpo, entre esas las que causan el acné.

No existe una preparación específica para aplicar el barro en la cara, solo es necesario tener el barro adecuado y cubrir toda la zona, dejar secar y retirarla con abundante agua. El resultado será un cutis suave, limpio y sin impurezas.

Mascarilla de canela:

La canela funciona como limpiadora y además desinflama la zona afectada por el pus. Las espinillas suelen aumentar de tamaño causando enrojecimiento y dolor, es allí donde la canela hace su magia. Esta mascarilla debe ser mezclada con miel pura de abeja y producir una pasta suave.

Ingredientes:

  • Miel de abeja
  • Canela

Aplicación:

  • Mezclar en un recipiente 2 cucharadas de miel por cada cucharada de canela
  • Esparcir en forma regular por toda la cara o las zonas afectadas por el acné
  • Dejar actuar por 30 minutos o hasta secar por completo.
  • Retirar con abundante agua sin dejar restos de la mezcla.

Mascarilla de aceite de lavanda:

Muchas plantas resultan beneficiosas para contrarrestar los efectos del acné en el rostro entre ellas se encuentra la flor de lavanda. Con estas flores se produce un aceite altamente nutritivo que al ser aplicado sobre el rostro disminuye la inflamación y el enrojecimiento producto de las pústulas. Este aceite se consigue en tiendas de ventas de cosméticos.

Este aceite es ideal para hacer una mascarilla que puede aplicarse dos veces por semana, la cual dejará la piel muy suave, limpia y logrará reducir las bacterias productoras del acné. Es una de las plantas que ha sido probada por científicos y con ello alcanzar su posición de remedio efectivo en la lucha contra las espinillas y granos.

Remedios poco conocidos pero igual de efectivos para eliminar el acné del rostro

Existen algunos remedios o recomendaciones poco conocidas pero muy efectivas al momento de querer acabar con el molesto acné, estas recomendaciones no se han popularizado de igual forma porque son extrañas o simplemente porque deben ser recetadas por un doctor, sin embargo, no generan ningún daño a la piel. Intentar con cualquier de ellas no dejará rastros a menos que realmente cumplan lo que prometen y acaben con las espinillas y barros.

  • Pasta de dientes: este producto utilizado para la limpieza bucal tiene un componente llamado dióxido de silicio, no suena familiar pero es usado para deshidratar carnes. Si se aplica durante la noche puede secar el grano o al menos reducir su tamaño al mínimo; sin embargo, antes de colocar el dentífrico es necesario revisar los componentes y asegurarse que sea pasta dental de sabor neutro.
  • Aspirinas: Si se padece de nódulos inflamados o espinillas muy grandes se puede triturar una pastilla y agregar unas gotas de agua. Con esta pasta se procede a cubrir toda la pústula y en cuestión de horas se verá una enorme mejoría. Esto sucede porque la aspirina es desinflamatoria.

 

  • Un cubo de hielo: colocar un cubo de hielo sobre la parte inflamada reduce la inflamación tal cual como si fuese una quemadura, esto sucede porque la temperatura de la piel aumenta con la infección y al darle un choque frio se reducen sus síntomas.
  • Sal marina: Aunque ya la hemos mencionado, esta forma de aplicación es muy diferente. La idea es colocar unos granos de sal marina y unas gotas de agua hasta hidratar, esto se coloca justo sobre la espinilla con ayuda de una bastoncito de algodón. La mezcla no se debe retirar sino pasadas al menos 8 horas, lo ideal es hacerlo antes de dormir. Esto logrará secar la espinilla gracias al sodio y eliminar el enrojecimiento.
  • Cascaras de plátano: se ha comprobado que este producto que para otros es desperdicio ayuda a combatir la inflamación de picaduras de insectos, por lo tanto fue puesto en práctica en contra del acné; el resultado fue que logro de igual manera reducir la inflamación de la piel aunque no la infección de la espinilla. Sin embargo, para eso existen muchos productos. Mientras tanto la cascara es un remedio casero muy efectivo para que los granos no sean tan evidentes.

Todas estas recomendaciones para eliminar el acné barros y espinillas resultan altamente efectivos cuando no se sufre de una infección muy severa, cada una de estas técnicas deben consultarse con un especialista si ya se está bajo control de un dermatólogo. Muchas son tan efectivas y sorprendentes que la mayoría de chicas y chicos no tienen necesidad de usar medicamentos más abrasivos, sin embargo, cada piel y cada caso es muy distinto a los demás.

La naturaleza se encarga de proveer los ingredientes para combatir una enfermedad tan común como lo es el acné, solo es cuestión de saber combinar adecuadamente cada elemento para obtener los resultados deseados.

Comentários